Resumimos, en esta sección, algunos de los consejos prácticos que os pueden ser útiles, a la hora de vivir con psoriasis distintas situaciones y etapas de la vida. 

 

La aparición de una psoriasis marca un giro en la vida de la persona. Más allá de las posibles molestias físicas (picor, etc…) lo que nos preocupa mucho es cómo nos ven los otros y que pensarán de nuestra piel. La piel es nuestra frontera que nos separa y nos une con el mundo y cuando esa frontera se vuelve demasiado sensible, también puede aparecer cierta perturbación emocional. Y es que la piel es de las primeras cosas que el otro percibe de nosotros. Una piel afectada, una piel no sana, nos hace sentir inseguros: “pensarán que soy un enfermo”. La psoriasis da mucho miedo, en buena parte porque convierte la enfermedad en parte de nuestro pasaporte relacional.

Leer más: Aceptación de la enfermedad, aceptación de la vida

  • La terapia ocupacional, una ayuda para facilitar las actividades cotidianas

Una buena adaptación de la vivienda junto con un cambio de hábitos pueden hacer mucho más sencillas las tareas de la casa y aconsejables para todos. Además, podemos ayudarnos de productos de apoyo que facilitan estas actividades. Hay muchos, por eso es muy importante poder probarlos y asesorarnos bien sobre su utilidad y sobre cómo debemos usarlos correctamente. Los terapeutas ocupacionales pueden hacer este asesoramiento, especialmente para la realización de las actividades de la vida diaria (levantarse, vestirse, cocinar, etc). En este reportaje, aconsejamos sobre cómo hacer más fácil nuestro día a día.

Leer más: Artritis Psoriásica: consejos para hacer más fácil la vida diaria

La piel afectada por psoriasis, es una piel seca en la que la renovación de las células de su capa superior, la epidermis, se realiza de una forma acelerada acumulándose y formando las escamas gruesas típicas de las placas. Durante el invierno, hay que tener especial cuidado de las agresiones climáticas: mayor sequedad del ambiente por las calefacciones, frío en el exterior… aspectos que contribuyen a una mayor sequedad de la piel. Por este motivo, en esta época del año, os invitamos a seguir especialmente estos consejos.

Consejos psoriasis invierno1.-Hidratación diaria de toda la superficie cutánea haciendo hincapié en las placas.

2.-Una higiene adecuada, para evitar que la piel sufra infecciones que podrían favorecer la aparición de nuevas lesiones o que se desencadenase un nuevo brote. Se recomienda jabones poco desengrasantes.

3.- No utilizar colonias ni perfumes sobre nuestra piel que pueden dañar la piel. Estos productos están diseñados para aplicar sobre las prendas de ropa.

4.-En el vestido, hay que tener en cuenta, que ciertas prendas de lana o fibras artificiales, así como el abrigo excesivo, pueden aumentar el prurito de la piel psoriásica. Usar, si se puede, ropa de fibra natural: hilo, algodón… 

Leer más: Llegó el invierno. Consejos para afrontarlo

En la Psoriasis y en la Artritis Psoriásica, el sistema inmune es el protagonista de las reacciones de inflamación que se dan en éstas, tanto en la piel como en las articulaciones. Y seguro que ya hemos observado que cuando nuestro sistema inmune se desestabiliza por ejemplo con una infección de garganta, podemos pagarlo con un brote o un empeoramiento de nuestras lesiones. De aquí, la importancia de mantener fuertes nuestras defensas y sobre todo ahora que viene el frío.

Con una alimentación y unos hábitos de vida saludables podemos ayudar a prevenir las infecciones invernales, pero será muy importante que aprovechemos lo que la naturaleza pone a nuestro alcance, es decir, aquellos alimentos de temporada que nos aportaran los nutrientes que más necesitamos en esta época.

1. Verduras y hortalizas:
a. Ajos y cebollas: la cebolla tiene un efecto antitusivo, mucolítico y expectorante gracias a sus compuestos azufrados. Además, el ajo tiene una acción antiinfecciosa si se consume en crudo.
b. Coles, coliflores y rábanos: contienen vitamina C y antioxidantes que ayudan a nuestro sistema inmune. También son ricas en azufre.

Leer más: Fortalece tus defensas

Los pacientes con enfermedades crónicas se enfrentan a elevados niveles de ansiedad. La persistencia de la enfermedad, sobre todo cuando la evolución parece fuera de control, hace que surjan sentimientos de tristeza, rabia e impotencia. El malestar evidentemente depende de la propia enfermedad, pero no deberíamos caer en el error de pensar que el estado de ánimo es resultado únicamente de ella, ya que siempre podemos hacer cosas para sentirnos mejor. A continuación, Kostas Gardounis, psicólogo de Acción Psoriasis, plantea algunas sugerencias, en este sentido.

Leer más: El manejo de la ansiedad

La medicina basada en la evidencia y en el método científico o, como se llama en otros círculos, medicina alopática, es el sistema médico utilizado ampliamente en las culturas occidentales. Sin embargo, no es el único, ya que coexiste con otras maneras de entender la salud y la enfermedad, con otros sistemas con visiones muy distintas, las conocidas como terapias naturales, nombradas también complementarias o alternativas.

Desde Acción Psoriasis, pretendemos, con este artículo, realizar una recopilación de las diferentes formas terapéuticas de abordar la Psoriasis y la Artritis Psoriásica, desde los distintos puntos de vista que proponen algunas de las terapias naturales a las que recurren más personas. Se trata de una selección de ellas, ya que hablar de todas es una tarea imposible.

Sin ánimo de posicionarnos sobre su grado de efectividad, consideramos que es de interés conocer cómo entender la enfermedad psoriásica, des de otras miradas terapéuticas, y por supuesto, dar respuesta a la necesidad de saber, que a diario, nos hacen llegar nuestros socios y seguidores.

Leer más: Explorando las terapias naturales

Las personas con enfermedad psoriásica tienen más riesgo de desarrollar otras patologías, también conocidas como comorbilidades. Entre ellas, están las enfermedades cardiovasculares, la depresión y el sobrepeso. Tener más riesgo no significa que vayamos a desarrollarlas, pero estar informados será importante para saber cuáles son estas enfermedades y qué se puede hacer para prevenirlas. Es clave, pues, usar esta información como una ventaja y seguir unos buenos hábitos de salud que nos ayuden a evitar la aparición de estas patologías. En este artículo, elaborado por Mont Gálvez, enfermera de Acción Psoriasis, explicamos qué son las comorbilidades asociadas a la enfermedad psoriásica, cuáles son, qué riesgo comportan y ofrecemos pautas para prevenirlas.

¿Es la psoriasis una enfermedad únicamente dermatológica que en algunos casos afecta a las articulaciones? La respuesta es no. La psoriasis es una enfermedad sistémica que afecta a todo el organismo y su origen es el sistema inmune.

Leer más: Enfermedades relacionadas con la psoriasis: comorbilidades

Tan importante como respirar lo es alimentarnos, y no sólo ingerir alimentos, sino nutrirnos, proporcionarle a nuestro organismo una base sobre la que se sustentaran todas las funciones fisiológicas realizadas cada segundo de nuestra vida. Las personas con psoriasis y artritis psoriásica, como en otras dolencias, tienen más necesidades nutricionales, debido a la situación de inflamación crónica y de permanente recambio cutáneo.

En este reportaje, nos centramos en nuestra alimentación cotidiana, ya que ésta influirá en la evolución de la psoriasis y de la artritis psoriásica.

Tomaremos como recomendación general realizar una alimentación equilibrada en nutrientes, es decir, variada en alimentos, sin prescindir de ninguno de ellos, salvo en situaciones especiales, y enfatizando en los que se comentará a continuación.

Leer más: Una dieta equilibrada, beneficiosa para la psoriasis

Si algo nos hiere, nos quema o nos molesta, nos provoca dolor. Pero cuando nada de esto ocurre, ¿por qué sentimos dolor? A lo largo de la historia de la humanidad, el dolor ha suscitado muchos interrogantes. ¿Qué es? ¿Significa lo mismo para todos? ¿Realmente es algo que se pueda controlar? ¿Soportar? ¿Por qué se siente dolor en situaciones donde no hay un daño aparente? En el siguiente artículo, nuestra enfermera y nutricionista, Mont Gálvez, hace un repaso al origen del dolor, a cómo se manifiesta en las personas con psoriasis y/o artritis, los efectos que este tiene y consejos para aliviarlo.

Dolor en la Psoriasis: consejos
- Para disminuir el riesgo de que se formen fisuras debe hidratarse muy bien la piel y usar queratolíticos (fármacos que disuelven total o parcialmente la capa córnea de la piel). Si aun así, se siguen formando y el dolor es importante debemos consultar al dermatólogo.

Leer más: Dolor: consejos para hacer más fácil la vida diaria

La prevalencia del prurito, término técnico para nombrar el picor, en pacientes con psoriasis es elevada. Este tipo de molestia puede llegar a alterar el ánimo y la calidad de vida: reduce el sueño, el descanso, la capacidad de concentración, el apetito... Pero en la psoriasis la presencia de picor no está relacionado con la gravedad o extensión del brote, hay pacientes con psoriasis leve (pocas lesiones) que pueden sufrir picores intensos y pacientes con psoriasis moderada o grave (lesiones extensas) que no sufren estos síntomas. ¿Qué es el picor? ¿Por qué aparece? ¿Qué sucede? En este reportaje damos respuesta a todas estas preguntas y ofrecemos consejos de como aliviarlo.

Artículo elaborado por Carme Roure, enfermera y nutricionista de Acción Psoriasis. Publicado en la revista Psoriasi nº 83 (otoño 2015).

Puedes leer el artículo completo AQUÍ.

Todos los socios de Acción Psoriasis reciben la revista en sus casas. Si quieres recibirla tú también, hazte socio. Puedes hacerlo si te inscribes AQUÍ o poniéndote en contacto con nosotros en el 932 80.46.22 o a través del mail: Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo..